UNA NOCHE DE MIÉRCOLES

 

 

 

 

IMG_20180913_092703

Foto: @Copa_Argentina

 

Anoche se enfrentaron por los octavos de final de Copa Argentina los primeros equipos de Platense y River en el estadio Néstor Díaz Perez de Lanús.  El calamar hizo un muy buen primer tiempo trabándole el circuito de juego al millonario, haciendo un partido muy parejo, chato, prácticamente sin arcos, apenas hubo un desborde de Curuchet que terminó en nada y dos ataques claros de River, pero sin remates al arco por parte del elenco de Fernando Ruiz. Puede ser un motivo la grave lesión de Facundo Curuchet a los quince minutos de iniciado el partido, con una fractura de Peroné derecho, pero no entremos en terreno de supuestos.

En cuanto a llegadas, solo podemos hablar de un cabezazo de Javier Pinola en el segundo palo tras un córner , con destino de alambrado por arriba del  travesaño del lungo Jorge De Olivera, y ya cerrando la primer etapa, un mano a mano de Rafael Borré que remató fuerte y no pudo cruzarla al palo más lejano del arquero calamar, posibilitando que el “uno” ataje y se vayan al descanso aburriendo y sin goles.

Para la etapa complementaria siguió todo igual, hasta el minuto once, cuando ingresó “Nacho” Fernandez y aportó todo el fútbol que le faltó al elenco de Núñez los cincuenta y seis minutos previos de juego, con el ex Gimnasia en campo River fue mucho más parecido al River que recibió a Racing por Copa Libertadores pero de todas no lograba generar peligro concreto los primeros minutos, hasta que el colombiano Rafael Borré le ganó la posición a Iribarren entrando al área, el defensor en el afán de rechazar patea el hombro izquierdo del cafetero y el árbitro sin dudarlo marcó el punto del penal. Lucas Pratto se hizo cargo de la ejecución y abrió el marcador rematando a media altura sobre la derecha del arquero de Platense que eligió la otra punta. A partir de allí, River se tranquilizó y dominó totalmente las acciones del  juego.

Con el resultado en contra Fernando Ruiz mandó a la cancha al “chino” Vizcarra, héroe en el último ascenso en ese mismo estadio, y a los pocos minutos de su ingreso le llegó un pelotazo a espaldas de los centrales de River, que el ex Rosario Central remató sin dirección. Luego el calamar solo se dedicó a correr detrás de la pelota, porque no pudo tenerla nunca. De la mano de Ignacio Fernandez la pelota fue manejada a gusto y piaccere de la banda roja.

El partido moría, y una delicadeza de Ignacio Scocco dentro del área, hizo que una vez más Nahuel Iribarren cometa penal al arrojarse al piso para evitar el remate del ex newells, que con un enganche lo hizo pasar de largo pero impactó la pelota con su mano izquierda, y si bien el árbitro Penel dejó seguir la jugada, al no ser gol estuvo en su derecho de volver la jugada atrás y marcar un nuevo penal. Así lo hizo y el mismo delantero ejecutó, amplió el marcador rematando igual que Pratto y partido sellado.

El calamar realizó su mejor campaña en Copa Argentina llegando a octavos de final y volviendo a cruzarse con el clásico barrial tras diecinueve años de abstinencia. Los de Núñez esperan rival, que se conocerá a fin de mes, cuando se enfrenten Sarmiento de Resistencia y Atlético Rafaela

 

 

Alejandro Parrilla (@futboliricos)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s